Vaginosis Bacteriana: Diagnóstico, Complicaciones Y Tratamientos Caseros

La vaginosis bacteriana es una infección leve de la vagina, causada por una bacteria. Normalmente, hay una gran cantidad de bacterias “buenas” y algunas bacterias “malas” en la vagina. Las buenas bacterias ayudan a controlar el crecimiento de las malas. En las mujeres con vaginosis bacteriana, se rompe el equilibrio.

La vaginosis bacteriana es un problema leve que puede desaparecer por sí solo en unos pocos días. Pero puede conducir a problemas más serios. Así que es una buena idea consultar a su médico y recibir tratamiento.

Los expertos no están seguros de qué causa el desequilibrio, pero ciertas cosas hacen que sea más probable que suceda. Su riesgo de desarrollar vaginosis bacteriana es mayor si:

  • Tener más de una pareja.
  • El uso de duchas
  • La vaginosis bacteriana es más común en las mujeres que son sexualmente activas. Pero puede ocurrir si no es sexualmente activo.

El síntoma más común es un mal olor en el flujo vaginal . Puede parecer blanco grisáceo o amarillo. Una señal de la vaginosis bacteriana puede ser un olor a “pescado”, que puede ser peor después del sexo. Aproximadamente la mitad de las mujeres que tienen vaginosis bacteriana no noten ningún síntoma.

Muchas cosas pueden causar flujo vaginal anormal, incluyendo algunas infecciones de transmisión sexual (ITS) . Consulte a su médico para que pueda hacerse la prueba y obtener el tratamiento adecuado.

Vaginosis bacteriana

Cómo se diagnostica, problemas que puede causar y remedios caseros para tratar la vaginosis bacteriana 

¿Cómo se diagnostica la vaginosis bacteriana?

Los médicos pueden diagnosticar la vaginosis bacteriana preguntando acerca de los síntomas, haciendo un examen pélvico, y tomando una muestra de la secreción vaginal. La muestra se puede analizar para averiguar si usted tiene la vaginosis bacteriana.

Te invito a que leas: 10 Tratamiento Eficaz Para Deshacerse Del Olor Vaginal De Forma Natural

¿Qué problemas puede causar la vaginosis bacteriana?

La vaginosis bacteriana por lo general no causa otros problemas de salud. Pero en algunos casos puede conducir a serios problemas.  Si lo tienes cuando:

  • Estés embarazada, aumenta el riesgo de aborto involuntario, (prematuro) parto prematuro e infección uterina después del embarazo .
  • Cuando se tiene un procedimiento pélvica, como una cesárea , un aborto , o una histerectomía , son más propensos a contraer una infección pélvica.
  • Si lo tiene, y está expuesto a una infección de transmisión sexual (incluyendo el VIH ), son más propensos a contraer la infección.

¿Cómo es tratado?

Los médicos suelen prescribir un antibiótico para tratar la vaginosis bacteriana. Vienen en forma de pastillas que se tragan o como una crema o cápsulas (llamados óvulos) que se pone en la vagina. Si está embarazada, tendrá que tomar pastillas.

Esta infección suele desaparecer en 2 o 3 días con antibióticos , pero el tratamiento se prolonga durante 7 días. No deje de usar el medicamento sólo porque sus síntomas son mejores. Asegúrese de tomar el curso completo de antibióticos .

Los antibióticos generalmente funcionan bien y tienen pocos efectos secundarios. Pero tomarlos puede conducir a una infección vaginal por levaduras . Una infección de levadura puede causar picor , enrojecimiento, y una descarga de bultos, blanco. Si usted tiene estos síntomas, hable con su médico acerca de qué hacer.

Los médicos suelen prescribir un antibiótico para tratar la vaginosis bacteriana

Algunos tratamientos caseros son:

1.- Yogur

El yogur es un probiótico natural. Esto significa que tiene un montón de bacterias saludables en el mismo. Según la Clínica Mayo , comer yogur puede ayudar a introducir bacterias saludables de nuevo en el cuerpo. Esto ayuda a establecer un ambiente vaginal equilibrado, y podría ayudar a combatir las bacterias malas. Para obtener todos los beneficios, comer al menos una porción de yogur por día.

 2.- Los probióticos

El yogur contiene algunos probióticos. Pero hay un montón de suplementos probióticos disponibles. De acuerdo con un estudio de 2014 , hay evidencia de que tomar suplementos probióticos diariamente puede ayudar a tratar y prevenir la vaginosis bacteriana.

Si tienes vaginosis bacteriana, tomar probióticos a diario puede ayudar a tratar y prevenir futuros casos de vaginosis bacteriana. Los probióticos pueden venir en forma de pastilla o líquido. Si usted ha tratado con un antibiótico, este medicamento puede matar las bacterias buenas, así como la mala. Así reemplazar las buenas bacterias con probióticos suplementos y yogur.

3.- El ajo

El ajo tiene fuertes propiedades antibacterianas, y desde hace tiempo ha sido utilizado como un remedio casero para la vaginosis bacteriana. Un estudio encontró que tomar una tableta de suplemento de ajo podría ser una opción para el tratamiento de la vaginosis bacteriana.

Te sugiero que leas: Descubre Cuáles Son Los 7 Beneficios Del Ajo Crudo Para La Salud

 4.- Peróxido de hidrógeno

Un estudio de 2003 encontró que aproximadamente 1 onza de peróxido de hidrógeno utilizado diariamente durante una semana como la irrigación vaginal fue capaz de ayudar a tratar la vaginosis bacteriana, así como medicamentos tradicionales. Tiene con la ventaja de un costo mucho más bajo que estos medicamentos. También tiene menos efectos secundarios.

5.- El aceite del árbol del té

El aceite del árbol del té tiene un potente antibacteriano y propiedades antifúngicas que pueden ayudar a tratar la vaginosis bacteriana. Un pequeño estudio informó el éxito del tratamiento en la vaginosis bacteriana con aceite de árbol de té solamente.

Los aceites esenciales como el aceite de árbol de té necesitan diluirse con un aceite portador como el coco, almendras dulces o aceite de oliva. Elija un aceite que sabes que no es alérgico y mezclar 5 a 10 gotas de aceite de árbol de té en 1 onza de aceite portador. No utilice aceite de árbol de té sin mezclarlo con un aceite portador primero, ya que puede quemar la piel sensible.

Muchas personas son alérgicas al aceite de árbol de té. Antes de intentar este remedio casero probar una pequeña cantidad del aceite diluido en su piel antes de usar en su tejido vaginal. Si no hay ninguna reacción en 24 a 48 horas, debe ser seguro para su uso.

Hay diferentes maneras de utilizar aceite de árbol de té para tratar la vaginosis bacteriana, incluyendo mezclarlo con aceite de coco (u otro aceite portador) y absorbiendo un tampón en el mismo. Insertar el tampón en la vagina y retirarlo después de una hora. Quitarla antes si hay alguna irritación. Repita esto varias veces por día. No duerma con un tampón de árbol de té diluido en su lugar. También puede comprar supositorios vaginales de aceite de árbol de té.

El aceite del árbol del té tiene un potente antibacteriano y propiedades antifúngicas que pueden ayudar a tratar la vaginosis bacteriana

6.- Use ropa interior de algodón respirable

Ciertos tipos de ropa interior, incluyendo el spandex, no son tan transpirable como ropa interior de algodón. El uso de la ropa interior hecha de estos materiales pueden atrapar la humedad. Esto puede causar un caldo de cultivo para las bacterias y puede empeorar una infección vaginal bacteriana.

Para lograr curar su vaginosis bacteriana rápidamente y prevenir futuros casos, usar ropa interior de algodón que es transpirable. Además, se recomienda no usar pantalones ajustados.

No dejes de leer: Virus Del Papiloma Humano (VPH): Causas, Síntomas, Y Prevención

7.- El ácido bórico

Cápsulas de ácido bórico se pueden utilizar para tratar la vaginosis bacteriana. Según UW Health , cápsulas de ácido bórico se pueden insertar en la vagina cada noche durante dos semanas para el tratamiento de la vaginosis bacteriana.

Es seguro de usar en la vagina y se ha encontrado ser tan eficaz como algunos enfoques médicos para el tratamiento. Sin embargo, note que el ácido bórico es no comestible; que es tóxico para comer. Debe mantenerse alejado de los niños y animales. Tampoco es seguro de usar si está embarazada.

8.- No se duche

Algunas mujeres realizan duchas porque creen que les hace “más limpia”. En realidad, se puede alterar el equilibrio natural de las bacterias en la vagina y aumentar el riesgo de infección. Según la Clínica Mayo , la vagina es autolimpiante y las duchas vaginales sólo se arroja en el entorno natural dentro de la vagina.

9.- El sexo seguro

De acuerdo con la Salud de la Mujer , el uso de condones pueden reducir el riesgo de vaginosis bacteriana. Mientras tanto, tener parejas sexuales nuevas o múltiples pueden aumentar su riesgo. Debido a esto, siempre use condones, especialmente con nuevas parejas sexuales.

 10.- Practicar buena higiene

Las áreas anales y vaginales están muy juntas. Una buena higiene , puede ayudar a tratar y prevenir los casos de vaginosis bacteriana. Siempre limpie de adelante hacia atrás después de ir al baño. Esto significa que limpia lejos de la vagina hacia el recto puede evitar cualquier contaminación de heces.

Cambiar su toalla o un tampón varias veces por día durante su período. Siempre limpiar sus juguetes sexuales con agua caliente y jabón. Asumir que su pareja también tiene la bacteria en sus órganos sexuales, y puede que tenga que ser tratado ambos. Todo esto va a ayudar a resolver los casos de vaginosis bacteriana lo más rápido posible.

Una buena higiene , puede ayudar a tratar y prevenir los casos de vaginosis bacteriana

Los riesgos y complicaciones

Si los remedios caseros no funcionan, la vaginosis bacteriana podría continuar y empeorar si no es tratada. Tener áreas primas de la piel en y alrededor de la vagina aumenta una cantidad de riesgos, incluyendo:

  • Aumento del riesgo de contraer el VIH si se expone al virus
  • Incremento en el riesgo de parto prematuro si está embarazada
  • Aumento del riesgo de contraer otras infecciones de transmisión sexual (ITS)
  • Desarrollo de la enfermedad inflamatoria pélvica (PID)

Cuándo llamar a su médico

Si sus síntomas no se han resuelto o reducido después de una semana de tratamiento en el hogar, haga una cita con su ginecólogo. También debe hacer una cita con su médico de inmediato si su vaginosis bacteriana es recurrente.

Trate de hacer su cita en un día en que no tendrá su período. Esto permite al médico tomar una muestra de la secreción vaginal para la prueba. Probablemente, el médico le recetará antibióticos por vía oral, ya sea, o una crema antibiótica que se puede insertar en la vagina.

Te recomiendo que leas: 15 Mejores Remedios Más Eficaces Para Prevenir Infecciones De La Vejiga Que Se Pueden Aplicar Fácilmente En Casa

Compartir te hace grande.

Deja un comentario